MURIÓ EL BEBÉ QUE SE AHOGÓ EN UNA PILETA

Un nene de un año y siete meses, que el domingo casi se ahoga en una pileta pelopincho, murió en el hospital donde estaba internado tras el accidente.

El caso fue el domingo pasado cuando su papá salió a hacer un mandado y lo dejó a cargo de otros familiares. Al volver a la casa lo encontró boca abajo en la pileta y si bien pudieron reanimarlo, lo trasladaron en ambulancia al Hospital Municipal y desde allí a la terapía intensiva del Hospital Penna.

El nene, de nombre Alex Hernandorena, presentó una mejoría en la primeras horas pero luego su estado se complicó y murió esta miércoles en e Hospital donde estaba internado.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.