POLITICA

ELECCIONES EN CORRIENTES

El candidato a gobernador de Corrientes Gustavo Valdés, respaldado por el gobierno de Mauricio Macri, se declaró esta noche ganador de la elección, aunque hasta minutos después de la medianoche se había escrutado el 23,6 por ciento de los votos y el recuento avanzaba en forma lenta.

El jefe de Gabinete Marcos Peña y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, acompañaban esta noche en la sede del radicalismo provincial y en el escenario de los festejos al candidato de la alianza ECO+Cambiemos, que se imponía con el 52,31 por ciento de los votos al justicialista Carlos “Camau” Espínola, que alcanzaba el 46,65 por ciento.

De esta manera, y en el marco de la última elección antes de las legislativas nacionales, el radical Valdés, quien fue cuestionado por ser designado “a dedo” por el gobernador Ricardo Colombi para sucederlo en el cargo, llevaba una clara ventaja en el marco de una elección en la que también se votaron candidatos para renovar bancas provinciales y también autoridades municipales.

Pero pasada la medianoche, Espínola no había formulado declaraciones y el lento recuento de la elección fue cuestionado por referentes del PJ, como el diputado provincial Martín Barrionuevo, que calificó de “apagón informático” las demoras registradas en el escrutinio.

En una jornada electoral afectada por lluvias e incluso caída de granizo, más del 77 por ciento del padrón votó para elegir al sucesor de Colombi, quien presidió el Ejecutivo provincial por un total 12 años, de los cuales los últimos dos mandatos fueron consecutivos.

En este sentido, la lista que encabeza Valdés, respaldada por el propio presidente Mauricio Macri, y que tiene como candidato a vicegobernador a Gustavo Canteros, obtenía el 52,31 por ciento de los votos, con un 23,63 por ciento de mesas escrutadas. El dirigente radical se declaró ganador a través de su cuenta de Twitter y luego compartió un festejo con Peña y Frigerio, quienes lo felicitaron por el resultado e hicieron un llamado para que en las elecciones generales del 22 de octubre todos los argentinos se “inspiren” en los correntinos y apoyen al Gobierno nacional.

Además de los funcionarios nacionales, también estuvieron presentes el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, y el diputado nacional Mario Negri. La celebración se realizó en Costanera y La Rioja, el mismo lugar donde los correntinos realizaron los cacerolazos en contra de la ex presidenta Cristina Fernández.

En tanto, el espacio peronista Corrientes Podemos Más alcanzaba el 46,65 por ciento en la lista compuesta por el binomio de Espínola, ex intendente kirchnerista de la ciudad de Corrientes, y Eugenio “Nito” Artaza, actual referente del Frente Renovador en la provincia.

El dirigente justicialista, que ya había sido derrotado por el oficialismo correntino en 2013, cuando fue superado por el actual gobernador Colombi, todavía no había realizado declaraciones pasada la medianoche. Por último, con el 1,04 por ciento se ubicaba en tercer lugar la lista Cambio Popular, un espacio derivado del PRO que llevó como candidatos a Sebastián Ríos Brisco y Lorena Macri, quien no guarda relación filiatoria directa con el Presidente de la Nación.

De esta manera y con estos resultados, el oficialismo lograba mantenerse en el poder ya que superaba el 45 por ciento necesario para evitar la segunda vuelta, en el marco de una elección que se llevó adelante de forma anticipada al resto de los comicios generales por la intervención federal registrada en la provincia entre 1999 y 2001.

Además de la elección a gobernador, en Corrientes se pusieron en juego también la renovación de bancas provinciales, entre ellas 5 para el Senado y 15 para Diputados, lo que significa un tercio y la mitad de la composición de ambas cámaras, respectivamente, además de concejales e intendentes.


MASSA LE ABRIÓ LA PUERTA A RANDAZZO

El candidato a senador nacional por “1País” Sergio Massa sostuvo que su sector tiene un “trabajo común por delante” con el postulante del PJ Florencio Randazzo, y lamentó que este partido compita con la izquierda “a ver quién sale quinto” en las próximas elecciones.

“Creo que tenemos un trabajo común para adelante” con Randazzo, aunque “hubiese sido sano que Florencio en el 2009 se fuera del gobierno y no se quedara hasta 2015”, manifestó, en referencia al momento en que él mismo se fue del kirchnerismo, tras dejar su cargo como jefe de Gabinete de Cristina Fernández.

Por otra parte, “no me gustaría ver al justicialismo compitiendo con la izquierda a ver quién sale quinto” en los comicios del 22 de octubre, manifestó en referencia a Randazzo, quien se postula por el PJ a senador nacional, pero recordó que lo invitó a  participar en una interna y el ex ministro del Interior lo rechazó.

Massa, en declaraciones al canal C5N, destacó que con el sector de Randazzo le gustaría “construir una fuerza en el Congreso que defienda a los trabajadores, a la clase media y a las pymes” y llamó a los votantes a que “muestren a los dirigentes que el camino es unirnos”. “Debamos, después del 22 de octubre, pensar cómo construir la mejor oposición para la Argentina” porque “la oposición necesita dejar de explicar las causas de los Tribunales para construir el futuro” del país, destacó en referencia al kirchnerismo.

Por otra parte, durante un encuentro por el Trabajo y la eguridad en el partido bonaerense de Lanús junto a su compañera de fórmula, Margarita Stolbizer, Massa invitó a los bonaerenses a que en los comicios del próximo 22 de octubre construyan “la epopeya de poner al pasado definitivamente en el pasado”.

“Los invito a que construyamos la epopeya de ponerle límites y corregir los errores del presente del Gobierno; pero sobre todo a que construyamos la epopeya del futuro, de la esperanza, de la Argentina de la movilidad social ascendente”, enfatizó.  Massa, quien busca superar el lejano tercer puesto en el que se ubicó en las PASO, manifestó: “No necesitamos el voto para
defendernos en Tribunales, sino para defender a la gente que tiene miedo de perder el trabajo. Nosotros no tenemos padres empresarios, ni primos ricos, ni hoteles, ni causas”, apuntó.

En un comunicado, afirmó que en su espacio creen “en una sola clase de hombres: los que trabajan”, y consideró que “no hay mayor motor de una sociedad que el laburo, que no es un costo sino la herramienta de dignificación de las personas”. Por su parte, su compañera en la boleta para senadores de 1País, Stolbizer, consideró que “la política no puede tener comentaristas, necesita políticos dispuestos a transformar la Argentina”.

“La pobreza no es un problema invencible, pero sí es un problema urgente que tenemos que resolver”, concluyó la referente del GEN.


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *